Durante el Foro de Presidenciables, parte de los eventos del Encuentro Nacional de Vivienda 2015, se hizo entrega del Plan de Vivienda a los entonces candidatos presidenciable, Lic. Jimmy Morales y Lic. Mario Leal. 

El plan de vivienda busca  reformas para promover adecuados desarrollos habitacionales y aportar a mejores ciudades, en donde las personas puedan llevar una vida más digna y plena. Con dicha intención, el presente documento resume un conjunto de iniciativas para potenciar una gestión  moderna del sector vivienda en un contexto de diversidad cultural y territorial.

La situación actual de la vivienda presenta desafíos importantes. En Guatemala, cerca de 1.6 millones de viviendas no son adecuadas, causando efectos nocivos en la salud, educación y bienestar de las personas.  Bajo un escenario que refleja las condiciones actuales, al año 2020 el déficit habitacional posiblemente se agrave hasta 2.1 millones. Sin reformas, los mercados y el actuar público no podrán satisfacer las crecientes necesidades de vivienda y por ende se verían potenciados los impactos negativos en el bienestar de las personas y en las ciudades en las cuales podrían aumentar los grupos poblacionales que habitan, por ejemplo,  en asentamientos humanos precarios.

Las iniciativas que se presentan en un documento para  implementarse a lo largo de los próximos cuatro años de forma gradual y sostenida, contribuyendo a  generar hasta 200 mil nuevas soluciones habitacionales en el año 2,020, esperando que derivado de las intervenciones que se plantean el Déficit Total sea de 1.2 millones para el año 2,020, integrado por cerca de 300 mil unidades por déficit habitacional y cerca de 900 mil por déficit cualitativo, como resultado de la acumulación del efecto anual.